Oficina en casa: Tips para crear un buen clima de trabajo eficiente y cómodo.
La situación actual nos ha llevado a tener que adaptar un espacio en casa para teletrabajar. Tener tu propio homeoffice no es sinónimo de incomodidad, puede parecer complicado separar una zona de trabajo en tu casa y crear un clima de concentración eficiente y cómodo, pero esperamos que con estos consejos te resulte más fácil e incluso un reto estimulante.
 
LUMINOSIDAD ANTE TODO
 
La luz es primordial para mantener un ambiente relajado y dispuesto. Procura que tu puesto de trabajo esté cerca de una ventana para recibir luz natural, es la más aconsejable para la vista y aportará claridad visual a tu entorno.
En el caso de no ser posible, intenta tener una buena iluminación artificial colocada en una posición adecuada para no dañar tu vista y evitar reflejos en la pantalla.
Los expertos recomiendan contar con varios puntos de luz, usar una luz cálida para trabajar con el ordenador y una luz más blanca o cenital para trabajos manuales.
 
ARMONÍA EN COLORES Y MUEBLES
 
                                                                 

 
Para que la energía y la concentración estén a nuestro favor, es muy importante que nuestro alrededor visual transmita calma. Por ello, nuestro próximo consejo va dirigido a los colores que definen tu zona de trabajo. Recomendamos guardar una armonía cromática tanto en las paredes como los demás elementos de tu oficina. La organización visual es importante para poner orden en nuestra mente. El blanco tiene un efecto relajante y aporta calma y tranquilidad, el azul y el verde estimulan tu concentración y tu productividad; por lo contrario, el negro aporta negatividad y resta luz del espacio.       
 
ORGANIZACIÓN DEL ESPACIO
 
                                                                     

 
El orden es fundamental para trabajar en buenas condiciones, y el tiempo muy valioso, así que no lo pierdas buscando documentos perdidos en medio del desorden. Clasifica, almacena, etiqueta y gana tiempo y espacio. Cuanto más satures tu homeoffice, más problemas tendrás para concentrarte, así que apuesta por una zona limpia y ordenada. También puedes colocar objetos y elementos decorativos, imágenes inspiradoras, notas y fotos que te traigan buenos recuerdos. Es una buena manera de definir en tu oficina tu estilo y personalidad.
 
                                                                  
 
APUESTA POR LOS TOQUES VERDES
 
¡Aquí entramos nosotros!
Está demostrado que convivir con plantas ayuda a mejorar la atención y concentración. Además, son muy eficaces contra las radiaciones y las ondas electromagnéticas, funcionan como fábricas de oxígeno y un sistema de ventilación natural. Así que apuesta por este imprescindible en tu espacio de trabajo: hará que te sientas más saludable y el contacto con la naturaleza te proporcionará un mayor sentimiento de frescura y bienestar. Visita todas nuestras colecciones de hidrojardineras de diseño. ¿cuál encaja más en tu homeoffice?

                                             

 
CREA TU PEQUEÑO ESPACIO “SOFT&CHILL”

 
Las personas somos más creativas y productivas si incorporamos momentos de descanso en nuestra actividad laboral. El hecho de trabajar solo/a durante muchas horas puede saturar tu mente, así que ten en cuenta un pequeño espacio de relax para evadirte cuando lo necesites. Alfombras, mantas y pufs son el combo perfecto. Visita los pufs de nuestra Colección ASHI para dar un toque de diseño a tu rincón.                  
¡Descansar para recargar!
                                                                                  
                                                                               
DECO ECO Y ‘BUEN FEELING’

 
A la hora de trabajar, las energías son un punto a nuestro favor. Según el Feng-shui, los muebles de madera natural hacen que las buenas vibraciones fluyan con más facilidad, así que nuestro último consejo es decorar tu zona de trabajo con muebles de elementos naturales y eco sostenibles, para recibir energías positivas y sentirte a gusto con lo que te rodea.
                                                                                                                                 
Siguiendo estos trucos y poniendo tu propia esencia, harás de tu oficina en casa todo un templo de concentración y relax que se convertirá en el lugar de trabajo perfecto.
 
¡Querrás trabajar a todas horas!